Carta a mis Amigos

Queridos Amigos:

Siento que no soy merecedora de tantos halagos. Siento que no los atiendo como debería.

Ustedes, queridos amigos, no sólo me leen, me premian y me comentan, sino también me acompañam durante horas interminables de gozo.

Quiero que sepan que los leo y me engolosino tanto con sus letras que voy pasando de un blog a otro con la idea de volver luego a comentarlos, pero cuando regreso, ya casi vencida por el sueño, comento a uno o dos y mi intelecto no da para más.

Deseo dejar asentado algo muy importante para mí: mis disculpas. Porque les fallo en algo importante, que es el estímulo que da el comentario.

Los quiero mucho


Silvia Beatriz




4 comentarios

Entradas populares

Y la vida